Auditoría interna, una estrategia empresarial para el cumplimiento de objetivos

  • Comparte este artículo:
¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…
  • Publicado: 28 abril, 2016

Auditoría interna, una estrategia empresarial para el cumplimiento de objetivos

La auditoría interna es una herramienta gerencial de las organizaciones que permite garantizar el cumplimiento estratégico de los objetivos de la empresa bajo prácticas eficaces y eficientes que se encuentren alineadas con los marcos normativos que rigen la operación y gestión de la empresa.

La auditoría interna, como su nombre lo indica, es de un carácter directamente alineado con la gerencia de la empresa y responde a los intereses y objetivos con los que se ejecute la operación de la misma. Lo anterior sin desconocer que es una estructura de control que pretende brindar confianza a los procesos, además de garantizar el cumplimiento de los lineamientos estratégicos que han sido determinados por la organización para su cumplimiento misional.

La auditoría interna no es de carácter obligatorio

En consideración de que la auditoría interna está directamente vinculada a la empresa y al servicio del cumplimiento de los objetivos, no existe ninguna disposición normativa que señale la obligación de la organización de tener dicha figura de revisión y garantía interna.

Aunque la auditoría es un organismo vinculado a la compañía, esto no indica que pueda hacer parte de los procesos; la auditoría debe situarse en un lugar de apoyo a la gerencia desde una postura observadora, desarrollando cada una de las actividades desde afuera y de esta forma pueda generar imparcialidad a la hora de evaluar el sistema de control y las actividades realizadas por cada uno de los que intervienen en los métodos.

Objetivo de la auditoría interna

El propósito principal de la auditoría interna es apoyar a la gerencia en el cumplimiento de sus funciones y responsabilidades, suministrándole análisis, objetivos, evaluaciones, recomendaciones y diferentes informes y reportes pertinentes sobre las operaciones inspeccionadas.

Para el cumplimiento del objetivo principal, el equipo de auditoría interna se debe plantear algunos objetivos específicos, tales como:

1. Verificar la confiabilidad o grado de razonabilidad de la información contable y no contable, generada en los diferentes niveles de la organización.
2. Inspeccionar el correcto funcionamiento del sistema de control interno, tanto el contable como el operativo, requiriendo actividades de revelación y evaluación.

Ventajas de la auditoría interna

  • Facilita una asistencia primordial a la gerencia al evaluar de forma relativamente independiente los sistemas de operación y gestión.
  • Proporciona una evaluación integral y objetiva de los riesgos que pueden afectar a la empresa y generalmente suelen ser interpretados de una manera parcial por los departamentos directamente afectados.
  • Pone a disposición de la gerencia un profundo conocimiento de las operaciones de la empresa, suministrado por el trabajo de verificación de los datos contables y financieros.
  • Contribuye eficazmente a evitar las actividades rutinarias y la inercia burocrática que generalmente se desarrollan en las grandes organizaciones.
  • Favorece la protección de los intereses y bienes de la empresa frente a terceros.

Razones para implementar la auditoría interna

“La auditoría interna está enfocada en disminuir la distancia entre la gerencia de una organización y su comité directivo, y evalúa el ambiente ético y la eficacia y eficiencia de las operaciones”

La auditoría interna está enfocada en disminuir la distancia entre la gerencia de una organización y su comité directivo, y evalúa el ambiente ético y la eficacia y eficiencia de las operaciones; sumado a ello es usada como red de seguridad de la organización para el cumplimiento de reglas, regulaciones y mejores prácticas de los negocios en general.

Para la gerencia o dirección de una organización, la auditoría interna es una herramienta de su gestión, gracias a que es la responsable de establecer y mantener un sistema de controles internos dentro de la empresa.

Una actividad de auditoría interna dedicada, independiente y eficaz ayuda tanto a la gerencia como al cuerpo de supervisión –por ejemplo, los comités de dirección y auditoría– a cumplir sus responsabilidades, aportando un enfoque sistemático y disciplinado para evaluar la eficacia del diseño y la ejecución del sistema de control interno y los procesos de gestión de riesgos.

Dada su perspectiva única y objetiva, su conocimiento profundo de la organización, y su aplicación de principios sólidos de auditoría y consultoría, una actividad de auditoría interna independiente, que funcione adecuadamente y con los recursos suficientes, está bien posicionada para proporcionar apoyo y aseguramiento valiosos a la organización y a sus entes de supervisión.

Desventajas de la auditoría interna

  • Los ejecutores pueden usarla como medio de poder, es decir que puede ser utilizada para tergiversar informes internos y así incurrir en prácticas de fraude para responder a beneficios particulares.
  • No hay independencia profesional, debido a que la contratación es directa por la empresa; dicha auditoría se debe a los intereses del departamento o funcionarios contratantes.
  • Es propensa a medios coercitivos que pueden ser impuestos desde la gerencia para ocultar prácticas riesgosas o fraudulentas o desde altos cargos con poder en la empresa.
  • El tiempo actúa como presión, gracias al enfoque integral de los procesos y gestión que exige la revisión sobre diversas áreas y la participación en diferentes actividades de la entidad.
  • Restricción a la información debido a que no es obligatoria: algunas áreas se pueden negar a la proporción de la información siempre que se cuente con el respaldo jerárquico para dicha decisión.
  • Los resultados pueden ser alterados por la empresa: después de entregado el informe los usuarios pueden manipular la información o solicitar solo los resultados que desean mostrar a fin de ocultar aspectos importantes a usuarios de la información, tales como socios o accionistas.

Material relacionado:

Realizar inadecuadamente el reporte de información exógena o no presentarlo,
puede ocasionar cuantiosas sanciones hasta de 15.000 UVT ($534.105.000 por el año gravable 2020)

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150.000

$350.000

$999.000




¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…