Avalúos en las Pymes ¿son realmente relevantes?


28 enero, 2015
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Mucho más allá del avalúo, se debe tener en cuenta dos elementos que son supremamente importantes en el tema de la propiedad, planta y equipo, y que están presentes tanto en las NIIF Plenas como en la NIIF para Pymes, y son el concepto de valor residual y el de vida útil.

Esta es una diferencia que tienen las NIIF Pymes con respecto a las NIIF Plenas, puesto que las NIIF Pymes no manejan el método del valor revaluado, sólo manejan el método del costo, lo que implica tener avalúos solamente en la medición por primera vez.

Algunos implementadores expertos, mencionan que esta situación genera que la propiedad, planta y equipo quede mal valorada; sin embargo, la experiencia de nuestro consultor, el Dr. Edmundo Flores, en la revisión contable de innumerables empresas, ha puesto en evidencia que los avalúos de los últimos 10 años solo presentan una variación mínima, pues no hay un crecimiento en dicho período con un valor significativo que distorsione la información.

En el momento de la implementación por primera vez, la organización puede adecuar la información tomando decisiones, como por ejemplo, sobre qué activos valuar; por regla general se sugiere iniciar con la valuación de los principales activos de la entidad, tales como construcciones, terrenos, vehículos, maquinarias, puesto que se considera que estos son grandes valores de activos importantes dentro de la entidad, puede haber otro tipo de activos a valorar, eso lo determina la misma empresa, la gerencia o la estructura de los administradores.

Adicionalmente hay activos que se incluyen en la información contable de la organización para efectos de control, pero que no requieren de mayor importancia, tales como sillas, escritorios, papeleras, archivadores, cajoneras, etc., que no son significativamente importantes, porque individualmente su valor se va consumiendo en el tiempo.

Publicidad
TAMBIÉN LEE:   Certificados de retención del año gravable 2021 pueden terminar incluyendo frases mentirosas

Bajo este panorama, mucho más allá del valúo, hay que tener en cuenta dos elementos que son supremamente importantes en el tema de la propiedad, planta y equipo y que están presentes tanto en las NIIF plenas como en la NIIF para Pymes, y son el concepto de vida útil y el de valor residual o valor de salvamento, que es el monto por el cual, cuando termine la vida útil se podrá recuperar el bien, este valor puede ser cero, pero también puede ser un valor determinado por la administración de la organización.

“El común denominador actual en el campo contable es que los profesionales se sorprendan cuando se hace referencia a vidas útiles de 50 o 60 años, probablemente porque han venido acostumbrados a los períodos establecidos en la norma fiscal; sin embargo, si  ese es el tiempo que se piensa mantener un bien, hay que establecer dicho período como su vida útil”

Retornando a la experiencia de los consultores asociados a actualicese.co, se han encontrado bienes completamente depreciados con 20 o 30 años de uso, bienes que llevan muchos más años de uso que lo que indicaba su vida útil; estas situaciones son prueba evidente de la existencia de bienes indebidamente proyectados desde el origen y que por dicha razón no tienen valor en la contabilidad de la organización.

El común denominador actual en el campo contable es que los profesionales se sorprendan cuando se hace referencia a vidas útiles de 50 o 60 años, probablemente porque han venido acostumbrados a los períodos establecidos en la norma fiscal; sin embargo, si  ese es el tiempo que se piensa mantener un bien, hay que establecer dicho período como su vida útil; hay máquinas que duran mucho más tiempo incluso, en tanto que hay otras que se deben estar actualizando con mayor frecuencia por motivos de su obsolescencia; cada bien es particular, lo indispensable es poder proyectar el flujo de caja de la empresa y saber si dentro de “n” años, se contará con los recursos suficientes para comprar un nuevo bien.

TAMBIÉN LEE:   Reforma tributaria: ministro de Hacienda socializa logros obtenidos a través de esta

Todos estos elementos relacionados con la vida útil trascienden el tema de los avalúos, que termina siendo complementario. A veces se cree que la información contable es estática y no lo es, es dinámica.

Finalmente es muy importante tener en cuenta, que el tema del valor revaluado en este momento se está estudiando por parte del emisor de las NIIF, el consejo IASB. Las iniciativas adelantadas proyectan una posible modificación para que se tenga como alternativa el valor revaluado en la NIIF para Pymes; esta posibilidad ha sido solicitada por diversos países del mundo. Si en este momento el estándar no lo permite, no significa que a futuro no lo vaya a hacer, todo es susceptible de cambio, por lo cual el derrotero para la revaluación de activos en la NIIF para Pymes no puede ser su mandato en la norma, esto debe responder sobre todo a decisiones administrativas y de gestión económica de la organización.

En síntesis, para las Pymes no hay ajuste por conceptos de avalúos en revaluación, solo existe la medición inicial. Sin embargo, si se hace un adecuado análisis de la vida útil y del valor residual, el avalúo simplemente se vuelve un complemento; esto no quiere decir que el avalúo no sea útil, claro que lo es, hasta el mismo avalúo puede generar elementos para el valor de rescate; pero en primera instancia lo más útil es definir la política de depreciación, el método de depreciación, la vida útil del bien, su valor, etc., es decir, definir los argumentos para calcular el valor residual.

TAMBIÉN LEE:   Gobierno superó meta de recaudo de regalías en 2021, con sobrecumplimiento de 118 %

Material Relacionado

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 28 enero, 2015
    (hace 8 años)
Categorías:
Etiquetas: