Comercio y restaurantes deben acogerse a la nueva Ley de Licores


7 octubre, 2016
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

La nueva Ley de Licores pese a algunos cambios sugeridos a última hora, fue aprobada tal y como la pasó en comienzo el Ministerio de Hacienda. Ahora, lo que sigue es la implementación de lo pactado en la sociedad nacional.

Todo comienza por el comercio y los restaurantes, los cuales deben hacerle frente a variables como la sustitución del mercado y el contrabando, como lo han advertido tanto los gremios como la industria de bebidas, tema que aún sigue causando polémica.

Si a ello se le añaden los posibles incrementos del IVA que podría traer la reforma tributaria, el costo de la sobremesa y el resto del consumo en los restaurantes se hará mucho más costoso. La presidenta de la Asociación Colombiana de la Industria Gastronómica -Acodres-, Claudia Barreto, advierte del tema.

“El consumidor estará en la expectativa de saber cuánto paga al final de sus comidas y hay que decantar también lo que se venga en la reforma tributaria, ya que los consumidores van a tener en cuenta toda su factura”, ha dicho Barreto.

Los bares ya advierten que los productos importados aumentarán su costo en aproximadamente un 20%, y por ello, desde Asobares manejan dos posibilidades: que los empresarios asuman el aumento sin subir costos, o que sean los rumberos quienes asuman estos costos, justo en un año donde el consumo no ha sido el óptimo.

TAMBIÉN LEE:   Conferencia: Retos del nuevo gobierno frente a los beneficios fiscales vigentes

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 7 octubre, 2016
    (hace 6 años)
Categorías:
Etiquetas: