«Empresarios deben estar preparados para los retos impositivos desde la perspectiva mundial»

  • Comparte este artículo:
¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…
  • Publicado: 24 octubre, 2017

«Empresarios deben estar preparados para los retos impositivos desde la perspectiva mundial»

Luis Sánchez, socio de impuestos internacionales de la firma EY, afirma que existen grandes multinacionales señaladas por escándalos como filtraciones de información que han puesto al descubierto paraísos fiscales y estrategias que salen a la luz pública para ahorrarse dinero en el pago de impuestos.

Luis O. Sánchez, socio de impuestos internacionales de la firma EY, afirma que el mundo de los impuestos a nivel internacional ya no es el mismo. La crisis financiera de 2008 generó a nivel tributario un mayor interés por parte de los políticos, los medios de comunicación y los grupos de interés en la tributación de las compañías alrededor del mundo.

«En los últimos años hemos visto que varias de las más grandes multinacionales se han enfrentado a discusiones públicas sobre cómo sus estructuras ahorran y se ven exentas del pago de impuestos, a ciudadanos liderando boicots para exigir mayor pago de impuestos por parte de las empresas instaladas en sus países, y a filtraciones de información que han puesto al descubierto el uso de sociedades y estructuras en paraísos fiscales con el objetivo de obtener beneficios tributarios», describe Sánchez.

Según lo expuesto por Sánchez, bajo el anterior contexto, el G-20, junto con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos –OCDE–, ha venido promoviendo un proyecto que busca que las compañías paguen los impuestos adecuados en la jurisdicción donde efectivamente obtienen sus ingresos, y que favorezca la reducción de los vacíos normativos a nivel internacional que permitían trasladar de manera ‘artificial’ las utilidades a jurisdicciones con tributación reducida.

«Esta iniciativa es un plan contra la erosión de la base gravable y el traslado de beneficios. Este plan inició formalmente en el 2012, los reportes finales de las acciones y recomendaciones sugeridas fueron emitidos en el 2015, y en los últimos años las diferentes jurisdicciones han comenzado la implementación de la iniciativa», explica Sánchez.

“Varias de las modificaciones introducidas en la actual reforma tributaria están inspiradas en este plan”

Varias de las modificaciones introducidas en la actual reforma tributaria están inspiradas en este plan. Por ejemplo, las normas sobre entidades controladas del exterior –ECE–, las nuevas reglas de reporte sobre el beneficiario efectivo y los cambios en relación con las normas de precios de transferencia, entre otras.

«Prácticas que en el pasado fueron consideradas como parte de la planeación tributaria han comenzado a perder su vigencia. La creación de vehículos en países de baja tributación, sin mayor soporte que un registro comercial o acta de constitución, para ubicar allí las utilidades, actualmente parece ser un acto que ya no es aceptable», afirma este abogado con más de 15 años de experiencia profesional en asesoría tributaria internacional y nacional.

Sánchez afirma que lo anterior no significa el fin de la planeación tributaria.

«Seguirán existiendo diferencias en las tarifas de impuestos de las diferentes jurisdicciones (la mayoría más bajas que la colombiana), beneficios tributarios que establecen los diferentes países, así como tratados internacionales de impuestos que pueden reducir la tributación, y los contribuyentes pueden acceder legítimamente a todos los anteriores», explica.

Al hablar de planeación tributaria, para Sánchez, el reto está en el grado de exigencia que se deberá considerar, el nivel de visibilidad que tendrá que establecerse para las estructuras que se establezcan y los requerimientos para estas en cuanto a la sustancia requerida. Esta sustancia se medirá por el personal, la infraestructura, el equipamiento y los riesgos que asume el vehículo o sociedad, pues ellos serán los que permitirán soportar, desde la óptica económica y tributaria, que la utilidad que se recibe es adecuada.

«Los empresarios colombianos deben estar preparados para estos nuevos tiempos, con el fin de tener estructuras competitivas y eficientes que estén alineadas con los nuevos retos que se imponen desde la perspectiva tributaria a nivel mundial», concluye Sánchez.

* Con información de Portafolio.

Material relacionado

Realizar inadecuadamente el reporte de información exógena o no presentarlo,
puede ocasionar cuantiosas sanciones hasta de 15.000 UVT ($534.105.000 por el año gravable 2020)

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150.000/año

$99,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$350.000/año

$249,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$999.000/año

$699,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento




¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…