Enajenación de activos y vender bienes incautados: fórmulas para financiar la reforma tributaria


9 julio, 2021

El nuevo proyecto de reforma tributaria espera recoger 14 billones de pesos. Una enajenación por igual valor necesitaría solo un proceso técnico y administrativo.

Desde el Gobierno nacional se está contemplando la posibilidad de vender los activos incautados a los narcotraficantes.

La nueva reforma tributaria, a través de la cual se busca recaudar al menos 14 billones de pesos, necesitará fuentes adicionales para su financiación. Una de estas fuentes son las enajenaciones, como lo explica el Observatorio Fiscal de la Universidad Javeriana en su informe Enajenar activos de la Nación: ¿una reforma tributaria, pero sin costo político?.

Para hacer realidad lo planteado en el Marco Fiscal de Mediano Plazo se necesita más plata. Enajenar activos, es decir, vender empresas del Estado o su participación en estas es una alternativa que el actual gobierno ha intentado tomar a gran escala desde 2019.

¿Qué es enajenar los activos?

El Estado colombiano tiene empresas. Firmas que se concentran en sectores estratégicos de la economía o en los que no es rentable para actores privados hacer grandes inversiones para iniciar desde cero la actividad.

Sin embargo, el Estado tiene también participación en empresas. Puede ocurrir que personas naturales o jurídicas paguen deudas con el Estado entregando acciones o que estas les sean embargadas; acciones que pueden reportar ganancias, pero su administración también cuesta.

La Nación tiene participación en 103 empresas que suman un valor patrimonial de 78 billones de pesos. La información coincide también con lo planteado en el Marco Fiscal de Mediano Plazo, en el sentido de que el Gobierno tiene la intención de vender activos por 21 billones de pesos entre 2021 y 2022.

¿Enajenar es bueno o malo?

Para un Estado puede no ser rentable perder tiempo y dinero en la administración de activos o pequeñas participaciones accionarias en sectores dominados por actores privados. Pero, en casos más grandes, enajenar podría ser como vender la casa para pagar arriendo.

TAMBIÉN LEE:   Dian simplifica y amplía devolución del IVA a turistas extranjeros

Reducir la participación pública en una empresa implica, además, que los dividendos que reciba la Nación serán más pequeños año tras año. Es decir, hoy se obtiene dinero, pero mañana el rédito será menor.

Lo único certero es que se espera obtener 12 billones de pesos este año mediante la enajenación de activos.

La mira parece estar puesta en ISA. La positiva situación financiera de la empresa nos regresa a la pregunta acerca de la conveniencia de enajenar: una empresa con tan buen comportamiento y resultados se va a vender muy bien, pero, a la larga, ¿vale la pena salir de una empresa con tan buen comportamiento y resultados?

La hoja de ruta delineada por el Gobierno para un escenario pospandemia es ambiciosa y necesita amplias fuentes de financiación. En este sentido, la enajenación de activos es una estrategia que permite hacer caja rápidamente.

“es una opción con la que se puede abrir una fuente de financiación sin necesidad de asumir los costos políticos de una reforma tributaria”

Pero más allá de esto, es una opción con la que se puede abrir una fuente de financiación sin necesidad de asumir los costos políticos de una reforma tributaria. El Observatorio advierte:

La retirada reforma tributaria se puso un horizonte de 25 billones de pesos de recaudo. El nuevo proyecto espera recoger 14 billones. En cambio, una enajenación por igual valor necesitaría solo un proceso técnico y administrativo. Esa es la ventaja, pero también el riesgo de esta alternativa.

La invitación de la entidad alrededor de este tema es que el Gobierno nacional sea transparente no solo en sus planes, sino en los métodos que quiere implementar para llevarlos a cabo.

TAMBIÉN LEE:   Colombia, uno de dos países de la Ocde con más horas de trabajo semanales

Vender bienes incautados al narcotráfico, otra forma de financiamiento

El 1 de julio de 2021, el ministro de Hacienda, José Manuel Restrepo, anunció en los medios de comunicación que dentro del proyecto de la ley de reforma tributaria que está alistando el Gobierno nacional contempla vender los activos incautados a los narcotraficantes.

La venta de estos bienes contribuirá a obtener los recursos meta esperados con la reforma. Restrepo también dijo que se está en un proceso de valoración de los activos de la Nación. «El gobierno debe tener claridad sobre esos activos y cómo se optimizan esos bienes», dijo.

Austeridad, otra fórmula

El ministro también ha dicho que los ingresos para la reforma tributaria se fortalecerán con la austeridad en el gasto público, lo que debe aportar 1,8 billones de pesos al año. La lucha contra la evasión por parte de la Dian, que podría aportar otros 2,7 billones de pesos, es otra de las estrategias que se implementarían.

Material relacionado

 


 

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 9 julio, 2021
    (hace 12 meses)
Categorías:
Etiquetas: