“Estudiar el Estándar Pleno es una tarea que requiere convicción, tiempo y recursos”


6 noviembre, 2019
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Carlos Arturo Rodríguez, socio de la firma IFAS SAS destaca el papel de las superintendencias alrededor de la convergencia hacia Estándares Internacionales y critica a algunas empresas cuya posición ha sido irresponsable, irreflexiva e inconsciente, exceptuando a las entidades del grupo 1.

Carlos Arturo Rodríguez, consultor en Normas Internacionales de Información Financiera y socio de la firma IFAS SAS enumera en Actualícese un listado de las bondades que ofrecen los Estándares Internacionales para las empresas.

Para él, se destacan que mejoran la razonabilidad de los Estados Financieros, separan los impuestos de la contabilidad financiera, facilitan el acceso a los mercados internacionales, mejoran el modelo de operación por procesos de las entidades y ponen en condiciones de competencia a los profesionales contables respecto de los profesionales de otros países.

Destaca el esfuerzo que han hecho las superintendencias en todo este proceso para hacerlo menos complejo.

“Vale la pena resaltar el esfuerzo de superintendencias como la Supersociedades y la Superintendencia de la Economía Solidaria, en el sentido de cumplir su función de vigilar la adopción y cumplimiento de las entidades de sus sectores, además de los procesos de sensibilización y capacitación que han adelantado”, dice.

“ha habido ausencia de liderazgo por parte de los administradores; apatía y resistencia al cambio por parte de los preparadores de la información”

En contraste, asegura que ha habido ausencia de liderazgo por parte de los administradores; apatía y resistencia al cambio por parte de los preparadores de la información; improvisación por parte de los reguladores; falta de adaptación de los proveedores de software y falta de compromiso por parte de la academia.

TAMBIÉN LEE:   Fraude en organizaciones gubernamentales: desafíos que se deben enfrentar para frenarlo y prevenirlo

En cuanto a las confusiones originadas por los Estándares Internacionales, Rodríguez plantea un listado amplio: clasificación de las entidades, cronograma de aplicación, marco normativo aplicable, y diferencias entre las Normas Internacionales de Información Financiera y las Normas de Información Financiera adoptadas en Colombia.

“De igual manera, se ha presentado poca claridad de los conceptos del CTCP; aspectos técnicos de los estándares, como, por ejemplo, el impuesto diferido y la consolidación de los estados financieros. Finalmente, diferenciación de reglas fiscales y principio de contabilidad”, afirma.

Rodríguez dice que el proceso de convergencia hacia los Estándares Internacionales ha sido irresponsable, irreflexivo e inconsciente por parte de las empresas, exceptuando a las entidades del grupo 1.

“Las empresas no han estado a la altura del reto de converger hacia las Normas Internacionales de Información Financiera”, afirma.

Para él, entender y ponerse en la tarea de estudiar el Estándar Pleno es una tarea que requiere convicción, tiempo y recursos. Adicionalmente, se requiere precisar un método y un plan de estudios.

“Depende de cada contador público, de sus expectativas, necesidades y ambiciones determinar si es más beneficioso actualizarse sobre el Estándar para Pymes o el Estándar Pleno”, puntualiza.

Rodríguez recuerda que el Estándar para Pymes es una simplificación del Estándar Pleno para entidades que no son de interés público (no cotizan sus valores en un mercado público o no administran recursos del público) y, por lo tanto, existen diferencias sustantivas y numerosas.

Material relacionado:

TAMBIÉN LEE:   Estados financieros de las propiedades horizontales

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 6 noviembre, 2019
    (hace 3 años)
Categorías:
Etiquetas: