Factoring, una herramienta financiera con grandes perspectivas y potencial

  • Comparte este artículo:
  • Publicado: 25 junio, 2014

Factoring, una herramienta financiera con grandes perspectivas y potencial

El factoring se viene consolidando como un mecanismo de financiación en especial para micro, pequeñas y medianas empresas. Sin embargo, la falta de un marco regulatorio y el desconocimiento por parte de la industria atentan contre este.

El año pasado se movieron US$9.724 millones de dólares, frente a US$6.018 del 2012. El volumen de dinero movido en el país por factoring creció 61,6% en el último año, si se comparan los 9.724 millones de dólares que se transaron bajo esta modalidad en el 2013 con los 6.018 millones del 2012, según cifras de Asobancaria.

Con lo anterior se demuestra el ascenso que ha tenido este mecanismo de financiación, sobre todo de las micro, pequeñas y medianas empresas. Hoy, como lo publica La República, se estima que 12 de cada 100 mipyme se financian con crédito formal, cifras que reflejan la falta de acceso al sistema para este segmento. Con instrumentos como el factoring se espera mejorar los indicadores; sin embargo, Colombia presenta grandes crecimientos pero su volumen aún no es significativo.

Las cifras inicialmente podrían parecer elevadas, pero en realidad Colombia está lejos de otros países en Latinoamérica, ya que solo Argentina transa menos. En este sentido, Brasil es el principal representante con US$43.359 millones; seguido por México, con US$38.561 millones; Chile con US$35.042 millones, y Perú, que registró US$11.218 millones.

«El factoring es una herramienta financiera con grandes perspectivas y potencial en el mercado latinoamericano y en el caso colombiano, la industria ha tenido un crecimiento constante, evidenciando cada vez más su importancia dentro del país”, ha dicho María Mercedes Cuéllar.

La importancia de este mecanismo es el bajo acceso que tienen las mipyme en el sistema financiero, un fenómeno en el que el factoring es una de las principales herramientas para que tengan financiación.

“Lo que ocurre es que las pequeñas empresas tienen fácil acceso a planes de microcrédito cuando ya tienen más de seis meses de negocio, pero sobre todo para los emprendedores, acceder a crédito formal no es sencillo”, afirma Juliana Álvarez, directora de Banca de las Oportunidades, en La República.

Las barreras del factoring en Colombia

Para Asobancaria algunas de las barreras que tiene actualmente el desarrollo del factoring son: la reglamentación de la factura electrónica, inexistencia de un marco regulatorio para las operaciones de este tipo, la dificultad de llegar al sector agropecuario y el gran desconocimiento de la industria.

“Es necesario contar con un marco normativo claro en aspectos como su naturaleza jurídica, el registro contable, la libre circulación de la factura física o la aceptación. Se requiere la reglamentación de la factura electrónica y todo esto acompañado por supuesto de esfuerzos colectivos para promover la figura a través de programas de educación financiera”, afirma Cuéllar.

Las dos modalidades de factoring en Colombia

Estas se diferencian según la clase de riesgo que se está asumiendo. La primera es el factoring con recurso que es donde el proveedor que transfiere su cartera, asume el pago de la obligación.

Segundo, el factoring sin recurso, que es cuando se hace una venta en firme, puesto que quien transfiere no asume obligación alguna de pago. En esta modalidad el factor solo podrá cobrar al deudor del crédito que se le ha transferido, puesto que ha liberado a su cliente.

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150,000*/año

$350,000*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$999,000*/año