NIIF pymes: amortización de activo biológico en varios períodos


15 abril, 2015
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Una entidad utilizará, el modelo de valor razonable para los activos biológicos si dicho valor es fácilmente determinable, sin costo o esfuerzo desproporcionado; de lo contrario, se medirá al costo-depreciación-deterioro, y se amortizará en los períodos pertinentes.

Las Normas Internacionales de Información Financiera abordan el tema del reconocimiento, medición, presentación y revelación de activos biológicos; en este tema se pueden generar dudas cuando se cuenta con activos que dan más de una cosecha y se plantea la posibilidad de amortizarlas en varios períodos.

La NIIF para pymes en su párrafo 34.2 establece que una entidad que aplique dicho estándar y que se dedique a actividades agrícolas, deberá determinar su política contable para cada uno de sus activos biológicos, como se indica en los puntos ahí enumerados.

Para determinar si una compañía ejerce o no una actividad agrícola, debe consultarse la definición del glosario de las NIIF, que indica que esta actividad es la gestión por parte de la entidad en la transformación de un activo biológico para su venta o para convertirlo en otros activos biológicos; las empresas que ejerzan alguna de estas actividades, están ejerciendo actividades agrícolas y la Sección 34 en el apartado del párrafo 34.2  menciona que una entidad utilizará el modelo de valor razonable para los activos biológicos, si dicho valor es fácilmente determinable, sin costo o esfuerzo desproporcionado.

Si el valor razonable no es fácilmente determinable, la entidad usará el modelo del costo para todos los demás activos biológicos que no pueda llevar a valor razonable; en consecuencia es un principio general que los activos biológicos se llevan a valor razonable, no al costo.

TAMBIÉN LEE:   Hipótesis de negocio en marcha: significado, evaluación y normativa

Así que, un activo biológico medido a valor razonable se comporta financieramente de la misma forma que lo hace físicamente, mientras va creciendo y mientras va engordando, va subiendo su valor en el balance; si se adelgaza, si se enferma, si se muere, baja su valor razonable, obviamente por efectos del mercado; y no se amortiza, no se deprecia, porque el valor en libros depende del valor razonable, de si este sube o baja.

Ahora bien, en el caso de cultivos o de otros activos biológicos que no sea posible medir a valor razonable, se aplicará el modelo del costo-depreciación-deterioro; ese modelo se encuentra en la sección de Propiedades, planta y equipo.

Si usted tiene un cultivo y después de analizarlo determina que este no tiene un valor razonable que se pueda tomar, entonces se medirá al costo-depreciación-deterioro; si ese cultivo dura, por ejemplo, cuatro cosechas, entonces se toma el costo del cultivo y se amortiza efectivamente para las cuatro cosechas que produce, pero solamente cuando no se pueda medir el valor razonable sin costo o esfuerzo desproporcionado.

También puede consultar:

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 15 abril, 2015
    (hace 7 años)
Categorías:
Etiquetas:

Tienda & Marketplace