Pasos para ajustar los inventarios en el cierre contable y fiscal

  • Comparte este artículo:
¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…
  • Publicado: 11 diciembre, 2019

Pasos para ajustar los inventarios en el cierre contable y fiscal

Al cierre del ejercicio, los inventarios no deben presentar diferencias entre su valor contable y fiscal.

Entre los principales ajustes que se debe realizar en esta partida, se encuentra el dar de baja a los faltantes existentes al cierre del período.

En este editorial compartimos la respuesta de nuestro conferencista Juan Fernando Mejía a la pregunta: ¿Cómo debe tratarse la partida de inventarios en la elaboración del cierre contable y fiscal?

Según nuestro investigador, al final del período contable usted debería tener en cuenta las siguientes recomendaciones para el cierre de la partida de inventarios:

1. Revise si existen diferencias entre el inventario físico y el registrado en la contabilidad

El valor del inventario debe ser igual tanto contable como fiscalmente, por tanto, cuando detecte que existen faltantes o sobrantes debe proceder de la siguiente forma:

  • En caso de faltantes, debe dar de baja las diferencias tanto contable como fiscalmente.

El numeral 2 del artículo 64 del Estatuto Tributario –ET– señala que los inventarios dados de baja por obsolescencia serán deducibles cuando la entidad elabore la respectiva acta de destrucción.

  • Si existen sobrantes, debe normalizar la diferencia aplicando el artículo 757 del ET que trata sobre la presunción por diferencia en inventarios.

La presunción por diferencia de inventarios señala que cuando el valor del inventario contable sea superior al fiscal, la Dian podrá presumir que las diferencias representan ventas gravadas omitidas y exigir el pago del IVA y del impuesto de renta correspondientes.

Por ello no podría registrarse un valor de inventario contable superior al fiscal en el formato de conciliación fiscal.

Conozca de primera mano las palabras de nuestro conferencista en el siguiente video:

2. Revise que fiscalmente no se lleven pérdidas por deterioro del valor

Las únicas diferencias que pueden existir entre el valor contable y fiscal del inventario son en la cuenta 1499 de provisión o deterioro de inventarios.

El artículo 59 del ET señala que las pérdidas por deterioro de valor parcial del inventario por ajustes a valor neto de realización solo son deducibles al momento de su enajenación, por lo cual, no podrán llevarse a la declaración de renta.

No obstante, existe una excepción a la regla:

El numeral 1 del artículo 64 del ET permite que se deduzcan las unidades del inventario final hasta en un 3 % de la suma del inventario inicial, más las compras; siempre y cuando se trate de inventarios de fácil destrucción o pérdida.

Material relacionado:

Realizar inadecuadamente el reporte de información exógena o no presentarlo,
puede ocasionar cuantiosas sanciones hasta de 15.000 UVT ($534.105.000 por el año gravable 2020)

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150.000/año

$99,900*/año

$150,000/20 meses

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$350.000/año

$249,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$999.000/año

$699,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento




¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…