Tipos de sanciones de la JCC: amonestaciones, multas, suspensiones y cancelaciones


2 junio, 2022

Las amonestaciones, multas, suspensiones y cancelaciones son sanciones de la JCC aplicables a los contadores públicos. Esta facultad le fue otorgada por la Ley 43 de 1990.

La JCC debe garantizar que la contaduría pública sea ejercida por profesionales debidamente inscritos y de conformidad con la ley.

Sanciones de la JCC al contador y revisor fiscal

La Junta Central de Contadores –JCC– tiene facultad para imponer sanciones disciplinarias a los contadores públicos, de acuerdo con la Ley 43 de 1990.

La JCC ejerce funciones de inspección y vigilancia para garantizar que la contaduría pública sea ejercida por profesionales debidamente inscritos y de conformidad con las disposiciones legales.

En cumplimiento de estas funciones, el artículo 23 de la Ley 43 de 1990 establece las siguientes sanciones aplicables a los contadores públicos:

  • Amonestaciones.
  • Multas.
  • Suspensión de la inscripción.
  • Cancelación de la inscripción.

Cabe aclarar que, para que procedan estas sanciones, el Tribunal Disciplinario de la JCC deberá seguir el proceso disciplinario establecido en las normas vigentes.

A continuación, analizamos en qué consiste cada una de las sanciones mencionadas:

1. Amonestaciones

La amonestación es aplicable cuando un contador ejerce una falla leve, pues es el tipo de sanción que impone la JCC con menos gravedad de acuerdo con el artículo 23 de la Ley 43 de 1990.

2. Multas

Según el artículo 24 de la Ley 43 de 1990, las multas se imponen en los casos en los que la falta que comete el contador público no se configura como un delito o una violación grave de la ética profesional:

El monto de las multas que imponga la Junta Central de Contadores, será proporcional a la gravedad de las faltas cometidas. Dichas multas se decretarán a favor del Tesorero Nacional.

Debe tenerse en cuenta también que el monto máximo de la multa que puede imponer la JCC es de 121 UVT. Las multas pueden imponerse de forma sucesiva.

TAMBIÉN LEE:   Auditoría de estados financieros: confirmaciones sin respuesta

3. Suspensión de la inscripción

La JCC puede suspender la inscripción profesional de un contador público o de una sociedad de contadores públicos. Esto significa para el infractor la pérdida del permiso para ejercer la profesión durante el tiempo que corresponda.

El tiempo máximo por el que puede suspender la JCC una inscripción es por un (1) año, y puede hacerlo cuando encuentre que el profesional ha incurrido en alguna de las siguientes conductas:

  • Ejercer la profesión en condiciones de enajenación mental, embriaguez habitual u otro vicio o incapacidad grave.
  • Violar las normas de ética profesional.
  • Incumplir las Normas de Auditoría o las normas de la ética profesional.
  • Desconocer las normas vigentes sobre la profesión.
  • Desconocer los Principios de Contabilidad Generalmente Aceptados en Colombia, es decir, los marcos técnicos normativos del DUR 2420 de 2015.
  • Violar la reserva comercial de los libros, papeles e información en el ejercicio de su profesión.
  • Reincidir por tercera vez en las causales que den imposición a una multa.

4. Cancelación de la inscripción

La cancelación de la inscripción es la sanción de mayor gravedad de la JCC para el contador o sociedad de contadores. Esta sanción consiste en cancelar definitivamenre el permiso del infractor para ejercer la profesión, por lo que la sociedad o el contador publico sancionado no podrá ejercer ningún acto relacionado con la ciencia contable.

Según el artículo 26 de la Ley 43 de 1990, son causales de la cancelación de la inscripción de contador público:

I. Haber sido condenado por delito contra la fe pública, contra la propiedad, la economía nacional o la administración de justicia por razón del ejercicio de la profesión.

TAMBIÉN LEE:   Efecto de situaciones no resueltas en períodos anteriores sobre el informe del revisor fiscal   

II. Haber ejercido la profesión durante el tiempo de suspensión de la inscripción.

III. Ser reincidente por tercera vez en sanciones de suspensión por razón del ejercicio de la contaduría pública.

IV. Haber obtenido la inscripción con base en documentos falsos, apócrifos o adulterados.

V. Cuando se actúe en calidad de revisor fiscal, no denunciar o poner en conocimiento de la autoridad disciplinaria o fiscal correspondiente los actos de corrupción que haya encontrado en el ejercicio de su cargo dentro de los seis (6) meses posteriores al conocimiento del hecho o a la obligación legal de conocerlo. En relación con actos de corrupción no procederá el secreto profesional

Por su parte, para las sociedades de contadores públicos será causal de cancelación de la inscripción cuando por grave negligencia o dolo de la firma sus socios o empleados desarrollen actividades contrarias a la ley o a la ética profesional o cuando la sociedad de contadores públicos desarrolle su objeto social sin cumplir los requisitos de la Ley 43 de 1990.

Conoce en profundidad los aspectos esenciales, requerimientos y normativa vigente para ejercer de manera correcta la revisoría fiscal en Colombia en nuestra Cartilla Práctica Ejercicio profesional de la revisoría fiscal.

¡Descárgala ahora!

Si eres suscriptor Oro o Platino puedes acceder a todas nuestras cartillas, revistas, libros y especiales en versión digital.

¡Accede ya!

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 2 junio, 2022
    (hace 2 meses)
Categorías:
Etiquetas: