Tratamiento contable a situaciones originadas por la compra y venta de mercancía

  • Comparte este artículo:
¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…
  • Publicado: 4 octubre, 2017

Tratamiento contable a situaciones originadas por la compra y venta de mercancía

En este editorial, dadas las dudas que albergan muchos profesionales en torno al tema, se menciona el tratamiento contable para algunas transacciones comerciales, tales como el retiro de inventarios para consumo o uso propio de la entidad, las devoluciones en ventas y los descuentos por pronto pago.

Existen diferentes situaciones que se presentan entre personas jurídicas y naturales alrededor de la compra y venta de bienes o la prestación de servicios que dan lugar a tratamientos contables particulares; en este editorial mencionaremos el tratamiento contable bajo Estándares Internacionales que se debe seguir ante algunas de estas situaciones como lo son: el retiro de inventarios para consumo o uso propio de la entidad, las devoluciones en ventas y los descuentos por pronto pago.

Retiro de inventario para uso propio de la entidad

Si una entidad toma de su propio inventario elementos para consumirlos o para utilizarlos, esta operación se debe manejar como una venta para efectos de IVA (ver artículo 421 del ET) y expedir la factura correspondiente; en cuanto al tratamiento contable, se disminuye el inventario y el débito iría a una cuenta que se clasifica dependiendo de la destinación del activo. A continuación se mencionan algunos ejemplos.

Caso 1

La Tienda SAS tiene una actividad comercial de venta de verduras y abarrotes. Para una celebración que desea realizar para sus empleados, decide ofrecer un almuerzo; y para llevar a cabo tal fin extrae de su punto de venta los ingredientes para prepararlo.

En ese sentido, la Tienda SAS debe disminuir el inventario que extrajo, expedir la factura por los alimentos y generar un gasto por beneficios a empleados.

Caso 2

Pensando en la remodelación de uno de sus puntos de venta La Ventanería SA decide destinar de su inventario algunas ventanas para la remodelación.

Acorde a esto, la empresa debe disminuir su inventario, expedir la factura correspondiente e ingresar el monto de las ventanas a la cuenta de propiedad, planta y equipo, dado que va a disponer del activo para utilizarlo en el objeto social de la empresa.

“siempre se manejarán estas operaciones como una venta interna y el activo deberá ingresarse a la cuenta correspondiente al uso o el destino del mismo”

En conclusión, siempre se manejarán estas operaciones como una venta interna y el activo deberá ingresarse a la cuenta correspondiente al uso o el destino del mismo.

Devolución de mercancía vendida

Aunque se espera que luego de todo el proceso comercial o productivo de una empresa la operación final proyectada para un inventario sea la venta, en ocasiones existen procesos posventa, tal es el caso de las devoluciones en las que por inconformidades como averías, mala calidad, mercancía a punto de vencerse o por cualquier situación que dé indicios que la mercancía no cumple con los atributos acordados, el cliente devuelve la mercancía. Al efectuarse la devolución se entiende que el cliente rechaza la transacción de compra que realizó anteriormente.

Dado lo anterior, se debe efectuar una disminución o aumento a manera de reversión en las cuentas por el valor total o parcial de la venta (ingresos, IVA, retención en la fuente, cuentas por cobrar), situación que no presenta mayor inconveniente cuando la operación de venta y devolución se efectúa en el mismo período gravable, pues en el estado de resultados contable y fiscal, al final se tiene la información neta. Ahora bien, dado el caso en que la venta se realice, por ejemplo, en diciembre de 2017, y la devolución en enero de 2018, se hace necesario anular en el mes de diciembre la factura o realizar una nota crédito, y eliminar esa venta de los estados financieros del período 2017.

Por otro lado, en caso de que la venta se realice en diciembre de 2017, pero la devolución solo se efectúe a finales de abril de 2018, como ya se emitieron estados financieros, la devolución iría como una contrapartida de ganancias retenidas. Mas, en caso de que la partida represente un valor muy bajo (no sea material), se puede registrar la devolución como un menor valor del ingreso del año 2018. Igualmente, cabe anotar que se debe adjuntar la debida revelación en cualquiera de las dos opciones.

Descuentos por pronto pago

Los descuentos por pronto pago son un acuerdo financiero que pretende estimular al comprador para que este realice el pago de sus deudas en un plazo relativamente corto; ante esto se requiere que el comprador evalúe qué tan beneficioso puede resultar tomar dicho descuento dado que esto puede generar un impacto en su liquidez.

Los descuentos por pronto pago se mencionan en las normas que tratan los temas de compras, como la sección 13 o la NIC 2 de inventarios, la sección 16 y la NIC 40 de propiedades de inversión, la sección 17 y la NIC 16 de propiedades, planta y equipo, la sección 18 y la NIC 38 de activos intangibles, entre otras, en las que se establece que el costo de adquisición es un resultado del valor acordado por el bien menos los descuentos efectuados.

“los descuentos por pronto pago vienen a ser menor valor del costo o menor valor del ingreso según se esté ante una compra o una venta”

Así mismo, las normas que hablan de ingresos, como la sección 23 y la NIC 18 (reemplazada por la NIIF 15), mencionan que los ingresos se miden al valor neto de descuento. Por tanto, los descuentos por pronto pago vienen a ser menor valor del costo o menor valor del ingreso según se esté ante una compra o una venta.

Ahora bien, si el valor del descuento no es material se puede registrar como un ingreso por descuento financiero, documentándolo debidamente en las revelaciones, pero si el valor es material será menor valor del costo o del ingreso, como se mencionó anteriormente.

Material relacionado:

Realizar inadecuadamente el reporte de información exógena o no presentarlo,
puede ocasionar cuantiosas sanciones hasta de 15.000 UVT ($534.105.000 por el año gravable 2020)

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150.000/año

$99,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$350.000/año

$249,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$999.000/año

$699,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento




¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…