Auditoría e importancia relativa en la ejecución del trabajo


22 enero, 2015
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

En la ejecución de sus funciones, el auditor debe ir revisando la importancia relativa para los estados financieros en conjunto, ya que puede ocurrir que durante la realización de la auditoría, obtenga información que de haberla obtenido inicialmente lo hubiese conducido a resultados diferentes.

La importancia relativa hace referencia a que las cifras y en general, los hechos económicos registrados por una entidad, deben presentarse de acuerdo con la relevancia; en este sentido, es importante realizar un análisis sobre la incidencia que tiene la información financiera en las decisiones que toman los usuarios de la misma, para determinar la pertinencia de hacer uso de toda la información; lo anterior no implica que quien elabora los informes financieros pueda ocultar cierta información, sino que, debe realizar una evaluación de la información que es realmente útil y trascendental en la toma de decisiones económicas.

A pesar de que los marcos de información financiera pueden referirse a la importancia relativa en distintos términos, por lo general, dicho concepto es aplicado en el contexto de la preparación y presentación de estados financieros, y con él se pretende indicar que:

  • Las correcciones, incluidas las omisiones, se consideran relevantes si, individualmente, influyen en las decisiones económicas que los usuarios toman basándose en los estados financieros;
  • Los juicios sobre la importancia relativa se realizan teniendo en cuenta las circunstancias que concurren y se ven afectados por la magnitud o la naturaleza de una inexactitud, o por una combinación de ambas; y
  • Los juicios sobre las cuestiones que son relevantes para los usuarios de los estados financieros se basan en la consideración de las necesidades comunes de información financiera de los usuarios en conjunto. No se tiene en cuenta el posible efecto que las inexactitudes puedan tener en usuarios individuales específicos, cuyas necesidades pueden ser muy variadas.
TAMBIÉN LEE:   Efectos laborales de la pandemia: mayor desempleo, inequidad e intermediación laboral a la baja

Al momento de realizar la auditoría, los aspectos anteriores dan un indicio al auditor para determinar la importancia relativa de su trabajo; sin embargo, es importante aclarar que la determinación de la misma viene dada por el ejercicio del juicio profesional del auditor, y se ve afectada por su percepción de las necesidades de información financiera de los usuarios de los estados financieros. En consecuencia, este concepto debe ser aplicado por el auditor, tanto en la planificación y ejecución de la auditoría, como en la evaluación del efecto de los errores o inexactitudes identificados durante la auditoría, y del efecto de los errores o inexactitudes no corregidas sobre los estados financieros, así como en la formación de la opinión a expresar en el informe de auditoría.

“es importante que el auditor haciendo uso de su juicio prevea la influencia que las inexactitudes pueden tener en las decisiones económicas que tomen los usuarios de estos estados financieros”

Cuando realice la planificación de las labores, el auditor debe determinar la importancia relativa para los estados financieros en conjunto. En caso de que se presente alguna situación específica en la entidad, en donde algún tipo de transacciones, saldos contables o información a revelar contengan inexactitudes por cuantías inferiores a la importancia relativa para los estados financieros en conjunto, es importante que el auditor haciendo uso de su juicio prevea la influencia que las inexactitudes pueden tener en las decisiones económicas que tomen los usuarios de estos estados financieros.

De igual manera, el auditor debe determinar la importancia relativa para la ejecución de su trabajo, pues la misma se establece para reducir a un nivel bajo la probabilidad de que la suma de los errores o inexactitudes no corregidos y no detectados en los estados financieros, supere la importancia relativa determinada para los estados financieros en conjunto; por lo que no es conveniente que se planifique la auditoría con el fin de detectar únicamente, errores individualmente relevantes.

“la determinación de la importancia relativa por parte del auditor para la ejecución de su trabajo, no es un simple cálculo, por el contrario, implica la aplicación del juicio profesional”

Cabe señalar que la determinación de la importancia relativa por parte del auditor para la ejecución de su trabajo, no es un simple cálculo, por el contrario, implica la aplicación del juicio profesional, puesto que la misma, se ve afectada por el conocimiento que el auditor tenga de la entidad, actualizado durante la aplicación de los procedimientos de valoración del riesgo, y por la naturaleza y extensión de los errores e inexactitudes detectados en auditorias anteriores y, en consecuencia, por las expectativas del auditor en relación con las incorrecciones en el período actual.

TAMBIÉN LEE:   Aportes voluntarios a pensiones no hacen parte de la base para aplicar retención en la fuente

Ahora bien, a medida que avanza la auditoría, el auditor debe ir revisando la importancia relativa para los estados financieros en conjunto, pues puede ocurrir que durante la realización de la auditoría, disponga de información que de haberla tenido inicialmente le hubiera llevado a determinar, en el caso de saldos contables, una cifra diferente; si el auditor concluye que es adecuada una importancia relativa inferior a la determinada inicialmente para los estados financieros en conjunto, decidirá si es necesario revisar la importancia relativa para la ejecución del trabajo, y si la naturaleza, el momento de realización y la extensión de los procedimientos de auditoría posteriores inicialmente establecidos, siguen siendo adecuados.

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 22 enero, 2015
    (hace 7 años)
Categorías:
Etiquetas:

Tienda & Marketplace