Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Beneficios tributarios por contratar personas en condiciones especiales


El artículo 10 de la Ley 1429 del 2010 establece que los empleadores que vinculen laboralmente a personas en situación de desplazamiento, en proceso de reinserción o en condición de discapacidad pueden tomar los aportes al Sena, ICBF y caja de compensación familiar, además del aporte en Salud a la subcuenta de solidaridad del Fosyga y el aporte al Fondo de Garantía de Pensión Mínima, correspondientes a los nuevos empleos, como descuento tributario en el impuesto de renta; para ello, deben cumplir con los siguientes requisitos:

  • Pagar efectiva y oportunamente los aportes.
  • Incrementar el número de empleados en relación con el número que cotizaban a diciembre del año inmediatamente anterior.
  • Incrementar el valor total de la nómina (es decir, la suma de los ingresos base de cotización de todos los empleados) en relación con el valor de dicha nómina del mes de diciembre del año gravable inmediatamente anterior al que se va a solicitar el correspondiente descuento tributario.

Información que se requiere del trabajador

El empleador deberá solicitar al empleado:

  • Si es una persona que se encuentra en condición de desplazamiento: certificación que pruebe la condición de desplazado otorgado por el Departamento Administrativo de la Prosperidad Social o la Unidad Administrativa Especial de Atención y Reparación Integral a Víctimas, según corresponda.
  • Si se trata de una persona en proceso de reinserción: certificación expedida por la Alta Consejería para la Reintegración o la entidad que haga sus veces, para las personas en proceso de reinserción.
  • Si es una persona discapacitada: certificación expedida por el Ministerio de Salud y Protección Social para discapacitados.

Importante tener en cuenta…

La finalidad de este beneficio es incentivar la vinculación laboral y generar empleo para aquellas personas pertenecientes a grupos vulnerables, dentro de los cuales se encuentran las personas en situación de desplazamiento, en proceso de reinserción y en condición de discapacidad; por ello, no beneficia exclusivamente a aquellos que se acogieron a la Ley 1429 del 2010 (allí se encuentra contemplado el beneficio).

El beneficio solo será aplicable a los empleadores que creen nuevos puestos de trabajo; por tanto, no procederá si el empleador contrata a la persona con el fin de ocupar un puesto de trabajo ya existente. Adicionalmente, no se consideran nuevos empleos los originados en la fusión de empresas.

TAMBIÉN LEE:   Sociedades de gestión colectiva de derechos de autor y conexos como contribuyentes de renta

Cuando el empleador decida tomar como descuento tributario los aportes al Sena, Icbf y caja de compensación familiar, el aporte en salud a la subcuenta de solidaridad del Fosyga y el aporte al Fondo de Garantías de Pensión Mínima, es importante que tenga en cuenta que dichos valores no podrá incluirlos como costos o deducciones al momento de determinar el impuesto sobre la renta y complementarios.

Por último, los empleadores que cumplan los requisitos solo podrán tomar el beneficio por máximo tres (3) años gravables consecutivos por empleado, y únicamente por el monto efectivamente pagado en el respectivo año gravable.

También puede consultar:

Hay más contenidos esperando por ti. Regístrate o loguéate. Iniciar sesión Registro gratuito