[Editorial] El contador público de Hoy – Contadores que dejaron de actualizarse – José Hernando Zuluaga


José Hernando Zuluaga Marín

Los contadores públicos que dejaron de actualizarse están quedando fuera del mercado; como consecuencia sus ingresos se verán disminuidos, aunque no lo sentirán de inmediato, pero más tarde, y en muy pocos años, empezará a lamentarse, pues son tantos los cambios en la tecnología y tanta la velocidad de los cambios en las normas, que en cada circunstancia se requieren recursos que si escasean, lo estarán limitando aún más.

En anteriores escritos he abordado el tema de actualización; hoy me referiré a lo que viene pasando con quienes no se actualizan.

Los contadores públicos que dejaron de actualizarse están quedando fuera del mercado; por ejemplo, si poco o nada les ha preocupado actualizarse en temas como las NIIF, las NIA, el Aseguramiento, la Auditoría y el Control de Calidad; viven dentro del supuesto de que no obstante no tener esos conocimientos podrán sobrevivir; si señor, están en lo cierto, podrá sobrevivir, pero con las limitaciones de los mendigos, con las limitaciones de los peones o trabajadores del campo, pues esas condiciones no son las que de usted mismo esperaba.

Como consecuencia de la falta de actualización, sus ingresos se verán disminuidos, aunque no lo sentirá de inmediato, pero más tarde y en muy poco años empezará a lamentarse, pues son tantos los cambios en la tecnología y tanta la velocidad de los cambios en las normas, en las actividades financieras, en las áreas tributarias, comerciales, e inclusive las operativas que se hace necesario ponerse al día diariamente, con un problema adicional, que en cada circunstancia se requieren recursos, que si escasean, lo estarán limitando aún más.

Unas simples recomendaciones son: lea libros, revistas, periódicos; conozca los titulares de la prensa diaria, hoy en día hay mucho de dónde tomar información como por ejemplo los buscadores, hay muchas páginas web gratuitas y así por lo menos se mantiene informado; pero si ni siquiera a estos detalles le presta atención, llegará el momento en que quedará totalmente fuera del contexto, no solo en el ámbito local sino internacional, y en esas circunstancias no hay nada qué hacer.

Para los que obtienen su título ahora, el camino que ese graduado cree ver “despejado“ es aún más difícil, puesto que, da lástima decirlo, las universidades hacen muy lentos los cambios de pénsum y sucede que cuando termina sus 5 años de carrera, los conocimientos, por ejemplo contables, que recibió bajo normas locales, han cambiado y ahora deben aplicar las  normas internacionales; estará por lo tanto fuera del contexto y con grandes limitaciones en el momento de tratar de acceder a un puesto de trabajo. Si este es el ejemplo de la contabilidad, ni qué decir de las normas tributarias, que dada la velocidad y globalización de la economía, el impuesto al patrimonio que usted estudió, ahora no existe, pues lo cambiaron por el impuesto a la riqueza, por dar un ejemplo, o bien, el impuesto de renta que usted aprendió a liquidar con el 33% ya no es el aplicable, sino el actual que son el 25% del impuesto de renta, el 10% de impuesto a las ganancias ocasionales y el 9% del impuesto de renta para la equidad CREE.

Pero en cuanto a lo operativo, en lo cual se supone que es donde menos dificultades se encontrarán, debemos tener en cuenta el vuelco grande que se está provocando con la utilización del software; antes los registros manuales o en equipos mecánicos eran más o menos manejables, pero cuando pasaron a fundamentarse en el uso de la tecnología, en el uso de la red, o bien en la nube, la situación cambia .Ya usted, como contador debió pasar de ser operativo a ser analítico, pasó a convertirse en informador de la empresa de software para que con su ayuda, al parametrizarlo, produzca la información contable o tributaria que espera obtener.

Pero algo que complica aún más la labor es la posibilidad  de que haya una forma de parametrizar el software para la aplicación de los estándares internacionales, pero se encontrará con problemas aún no resueltos, aquellos en los cuales tendrán que intervenir los normalizadores; ¿cuál es la técnica más adecuada para mantener la información contable utilizando normas internacionales, la preparada por una empresa de software local o bien la preparada por una empresa de software de la China, o bien de Perú, Chile, Argentina, Costa Rica o México, o quizás en otro de los cientos de países del mundo que las están implementando?

No la tenemos fácil, ni la tienen las empresas de software, porque hacer modificaciones permanentes en el Software bajo normas locales en las cuales se modifica permanentemente la retención en la fuente, o el impuesto de renta, o el de ventas, o el sistema de facturación no es fácil; pero tampoco lo es tratar de estandarizar las normas internacionales que igualmente cambian por los efectos mundiales de las negociaciones y la adaptación del IASB a nuevos contextos mundiales.

Continuaremos con este tipo de reflexiones necesarias para mantenernos vigentes.

Escrito preparado por:

José Hernando Zuluaga Marín
CEO de actualicese.co

Actualícese es un centro de investigación donde producimos y distribuimos conocimientos en temas contables y tributarios a través de revistas, cartillas, libros y publicaciones digitales, seminarios, foros y conferencias.
Miles de profesionales reciben estos y más beneficios con nuestra Suscripción Actualícese.

Horarios de atención Lunes a viernes de 8:00 a.m. a 5:00 p.m. jornada continua. Sábados de 9:00 a.m. a 1:00 p.m.

Únete a nuestras redes sociales



Los logos y nombres comerciales pertenecen a su respectivo dueño.
Respetamos tu privacidad, todos tus datos están seguros con nosotros.

Si deseas darte de baja, puedes administrar tus preferencias de correo aquí

Escríbenos por Whatsapp  Ver líneas de atención
Hay mucho más para ver en Actualícese al iniciar sesión... Iniciar sesión Registro gratuito