El papel de las instituciones educativas dentro del perfil del contador público


6 junio, 2018
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Los contadores públicos Rafael Rodríguez, Luis Miguel Obando y Héctor Jaime Correa, opinan sobre el papel de las universidades e instituciones educativas al formar a los contadores y para estos tengan un perfil competitivo, que los lleve al éxito en el desarrollo de su carrera.

Para Rafael Rodríguez, socio de KPMG Colombia, hoy el perfil del contador público ha variado, comparado con el perfil técnico contable de un tiempo atrás. «El profesional de hoy debe tener actitudes y aptitudes tanto personales como técnicas. Si hablamos de actitudes, debe ser un profesional de visión clara y abierta sobre los temas, sin juicios de valor y basada en hechos, y contar con habilidades de comunicación. En cuanto a sus aptitudes, deben abarcar las finanzas corporativas, y el manejo y evaluación de riesgos operacionales y financieros, no solo contables», describe.

Sobre el papel de las instituciones educativas en la formación de los contables y del perfil profesional, Rodríguez piensa que estas deben contar con un pensum actualizado que abarque temas contables y de desarrollo interpersonal. «Deben tener un catedrático que, además de credenciales académicas, cuente con experiencia en los nuevos marcos contables y técnicos», dice.

El mejor consejo que le daría a un contador público recién egresado, dice Rodríguez, es que rompa el paradigma de que es un tenedor de libros contables[/pq], ya que el contador público de hoy debe ser un profesional integral que abarca conocimientos técnicos contables, financieros, de riesgo y de estrategias de negocio, por lo cual debe prepararse en todas esas facetas.

Por su parte, Luis Miguel Obando, profesor de pregrado de la Facultad de Contaduría Pública en la Universidad Central y en la Corporación Universitaria Minuto de Dios –Uniminuto–, piensa que, aunque son múltiples los valores para ejercer adecuadamente la profesión contable, la honestidad, persistencia, coherencia, transparencia y los valores éticos elementales al rol como profesional, son los pilares en los que se fundamenta una buena práctica de la contaduría pública.

TAMBIÉN LEE:   Contadores públicos ajenos a la tecnología, ¿están en riego de verse marginados profesionalmente?

Obando, quien también es especialista en gerencia y administración tributaria de la Universidad Externado de Colombia, asegura que la contaduría pública, además de ser una carrera que permite al profesional desenvolverse en varios campos administrativos, económicos y de liderazgo, es una profesión que requiere exigencia y compromiso en todos los ámbitos.

«El constante cambio en sus características generales nos conduce a dar un poco más que cualquier otro entorno profesional. No se estudia contaduría para ser un genio con los números, se estudia para impulsar las múltiples habilidades inherentes a esta rama», dice.

“el perfil actual del contador público debe construirse pensando en el desarrollo y la estructuración de una persona integral, transparente y exigente consigo misma”

Para él, el perfil actual del contador público debe construirse pensando en el desarrollo y la estructuración de una persona integral, transparente y exigente consigo misma; un profesional dispuesto a ejercer partiendo de la premisa de la buena fe en los conocimientos adquiridos durante toda su formación académica.

Para Héctor Jaime Correa, presidente de la Federación de Contadores Públicos de Colombia, para ser idóneo y competitivo, el perfil de hoy y del futuro debe proyectarse sobre la base de un mayor protagonismo en el mundo empresarial, de la mano de la administración en la toma de decisiones, ya no del registro contable, sino en el terreno del conocimiento empresarial y de la normatividad que a nivel global compete a la profesión. «Quien hoy no se encuentre enmarcado en este proceso de estandarización internacional, con sentido profesional, ético y proactivo, quedará por fuera del ejercicio profesional», dice.

Las instituciones educativas juegan un papel vital en este proceso y en el camino ascendente que va del estudio al éxito a nivel profesional. Las pocas universidades del país que se prepararon y creyeron en los estándares internacionales son hoy exitosas al lado de sus egresados, además, porque adicionalmente implementaron procesos y desarrollaron especializaciones en el terreno de la estandarización, tema que también ha arrojado resultados bastante positivos.

TAMBIÉN LEE:   Reforma tributaria pasaría a sanción presidencial en la primera semana de septiembre de 2021

«Aquellas instituciones educativas que no lo hicieron y aún no lo hacen, se han rezagado y han visto una deserción masiva de sus estudiantes hacia otras instituciones que si lo están haciendo. Este es un gran reto para las universidades», afirma Correa.

Material relacionado

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 6 junio, 2018
    (hace 4 años)
Categorías:
Etiquetas:

Tienda & Marketplace