Equipos entregados en la prestación de un servicio: ¿cómo reconocerlos en los estados financieros?

  • Comparte este artículo:
¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…
  • Publicado: 17 febrero, 2016

Equipos entregados en la prestación de un servicio: ¿cómo reconocerlos en los estados financieros?

Muchas entidades prestadoras de servicios entregan equipos a sus clientes para poder ejecutar su labor; el reconocimiento de dichos bienes dependerá de su costo. De tal manera la empresa debe evaluar el principio de materialidad.

Resolvamos brevemente la siguiente consulta de uno de nuestros usuarios: ¿cómo debe una empresa prestadora del servicio de televisión reconocer los módem entregados a los usuarios en calidad de préstamo si el cliente debe regresarlos cuando cancele el servicio, pero puede ocurrir que primero el activo llegue al fin de su vida útil sin ser regresado?

Este caso es extensivo a toda entidad que, en virtud de la prestación de un servicio, le entregue un equipo a su cliente. En primer lugar debe hablarse del principio de materialidad, pues en la mayoría de los casos el costo de dichos elementos no es un valor representativo para la empresa y en ese caso es innecesario reconocerlos como activos y asumir toda la responsabilidad de amortizarlos, depreciarlos, controlarles la vida útil, etc…

Ahora bien, suponiendo que el módem tenga un costo de $50.000 por unidad y la entidad prestadora del servicio realice una adquisición de 10.000 unidades, que tendrían en total un costo de $500.000.000, esa sí es una cifra muy significativa.

En tal caso, lo más recomendable sería reconocer la totalidad de las unidades compradas en el inventario y cada vez que se haga entrega de una al usuario, se realice la respectiva descarga del inventario de la misma forma que se haría si el bien se consumiera.

No es recomendable reconocerlos como propiedades, planta y equipo, porque el esfuerzo de aplicar las condiciones propias de esta categoría de activos podría resultar desproporcionado; de igual forma, por las mismas razones de materialidad, quien recibe el módem en comodato no está obligado a reconocerlo en sus estados financieros porque el valor es muy bajo.

En síntesis, la recomendación es no clasificarlos como propiedades, planta y equipo pues este tratamiento puede involucrar un esfuerzo desproporcionado; lo más adecuado sería darles el tratamiento como inventarios, realizando la descarga respectiva cada vez que se entregue una unidad al cliente y en los casos en que este último lo regrese, se podrá tener un control externo a la contabilidad solo para fines administrativos.

Material relacionado:

Realizar inadecuadamente el reporte de información exógena o no presentarlo,
puede ocasionar cuantiosas sanciones hasta de 15.000 UVT ($534.105.000 por el año gravable 2020)

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150.000/año

$99,900*/año

$150,000/20 meses

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$350.000/año

$249,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$999.000/año

$699,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento




¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…