Munición en empresas de vigilancia: reconocimiento según el Estándar para pymes


6 enero, 2016
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Dada la materialidad que estos elementos representan para las empresas que prestan servicios de vigilancia, las municiones cumplen con las condiciones para reconocerse como inventario.

Resolvamos brevemente la siguiente consulta de uno de nuestros usuarios: ¿en dónde se puede clasificar la compra de munición que realiza una empresa dedicada a la prestación del servicio de vigilancia?, ¿qué proceso se le debe dar después de contabilizada en los estados financieros?,  ¿cómo se debe presentar?

La Sección 13 del Estándar Internacional para pymes, al igual que la NIC 2 para las entidades que aplican el Estándar pleno, se refiere a los inventarios definidos como activos que la entidad ha adquirido y tiene disponibles para la venta, la transformación en productos que luego se van a vender, para utilizarlos como insumos en el proceso productivo o bien para utilizarlo en el proceso de prestación de un servicio.

En vista de que una entidad de servicios de vigilancia y seguridad requiere de dichas municiones para prestar el servicio de vigilancia, estas son inherentes a la prestación del servicio y por tanto son susceptibles de ser tratadas como inventario en los estados financieros de la empresa.

La forma administrativa que se utilizará para controlar este tipo de inventario, será decisión de la entidad; se podrán crear subcategorías según el calibre, el tipo de arma, el alcance, etc., pero en términos generales será un inventario en cumplimiento de la Sección 13 y la NIC 2 del Estándar pleno.

El reconocimiento inicial se dará con relación al inventario de municiones y cada vez que se utilice una bala o una parte de la munición se deberá dar de baja; en la práctica lo común es que cada determinado período –establecido en políticas contables–, se haga un inventario de municiones, revisando cuánto hay disponible en bodega y cuántas unidades reposan en manos del personal. Los datos resultantes de este conteo serán los que se reconozcan en los estados financieros; las unidades que ya fueron utilizadas se dan de baja del inventario y se trasladan al estado de resultados como costo de la prestación del servicio.

TAMBIÉN LEE:   Estados financieros combinados: presentación cuando la matriz o controlante es extranjera

¿Por qué reconocer municiones como inventario?

Son varias las razones para determinar esta forma de reconocimiento: por un lado está la materialidad; en este tipo de empresas se compran grandes cantidades de elementos denominados municiones. Si estos fueran un valor insignificante, se podría llevar el costo directamente con impacto en el estado de resultados y esto no tendría repercusión en los indicadores de rentabilidad ni en el activo.

En síntesis, en el reconocimiento inicial de las municiones en empresas que prestan servicios de vigilancia se debe manejar un inventario, y al final de cada período las municiones consumidas se reconocen en el estado de resultados como costo de la prestación del servicio.

Material Relacionado:

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 6 enero, 2016
    (hace 7 años)
Categorías:
Etiquetas: