¿Problema técnico o problema ético? – Germán Eduardo Espinosa

  • Comparte este artículo:
¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…
  • Publicado: 1 enero, 2011

En septiembre de 2008 el Banco de Inversión “Lehman Brothers” se declaró en bancarrota; a partir de dicha fecha se iniciaron las investigaciones correspondientes.  En marzo de 2010 se dió a conocer el informe “Valukas”, en este se cuestiona a la firma de auditores Ernst and Young por “malas prácticas profesionales” y el 21 de diciembre de 2010, el Fiscal general del Estado de New York, Andrew M. Cuomo, presentó una demanda contra la firma de auditoría.

En la demanda instaurada por el Fiscal Cuomo, se acusa a Ernst and Young por negligencia en el desempeño de sus funciones como auditor de Lehman, y específicamente argumenta que la firma no dió cumplimiento con lo establecido en las Normas de Auditoría, entre otras razones, porque:

1. No discutió con el comité de auditoría, los principios de contabilidad que Lehman estaba aplicando en la preparación de los informes financieros.

2. Conociendo la existencia de operaciones Repo, no investigó las mismas, las cuales se habían incrementado sustancialmente en los años 2007 y 2008.

3. No informó al comité de auditoría el manejo contable que Lehman realizó de las operaciones Repo.

En la parte final de la demanda el Fiscal concluye:

“E&Y permitted Lehman to engage in an accounting fraud, while reaping over $150 million in fees. E&Y, as a purported independent auditor, was obligated instead to ensure that Lehman’s financial statements disclosed the Repo 105 transactions. The financial statements said not a word about Repo 105, falsely represented that Lehman was treating all repo transactions as financings, and E&Y accordingly must be held accountable for the consequences of this fraud”.

La lista de escándalos en los cuales se han visto involucrados auditores independientes es bastante larga, en algunas oportunidades han sido absueltos por los Jueces  y en otras se han condenado a los demandados.  Hasta que no se juzgue no se sabrá si lo que se afirma en el informe “Valukas” y lo que sostiene el Fiscal Cuomo es verdadero o falso, es necesario esperar el veredicto; sin embargo, es muy lamentable que la profesión se vea cuestionada por estos escándalos, porque independientemente del resultado del juicio, queda en entredicho la función que desempeñan los Contadores cuando se dedican a la práctica pública.  ¿Será que el problema son las normas de auditoría o la falla está en que éstas no se aplican?.

Autor:

Germán Eduardo Espinosa Flórez
Profesor Pontificia Universidad Javeriana
g_eduardo@yahoo.com

Realizar inadecuadamente el reporte de información exógena o no presentarlo,
puede ocasionar cuantiosas sanciones hasta de 15.000 UVT ($534.105.000 por el año gravable 2020)

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150.000

$350.000

$999.000




¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…