Propiedades de inversión: 5 aspectos clave para el reconocimiento contable


18 septiembre, 2019
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Las propiedades de inversión, como los terrenos y los edificios en entidades del grupo 2, deben ser reconocidas y medidas contablemente en los estados financieros, siguiendo las instrucciones dadas en la sección 16 del Estándar Internacional para Pymes.  

Tratamiento de propiedades de inversión ante la consolidación de estados financieros 

En la sección 9 del Estándar Internacional para Pymes aplicable para entidades del grupo 2 se encuentran plasmados los diferentes aspectos contables que deben ser considerados al momento de realizar el proceso de consolidación de estados financieros. 

Es frecuente que entre entidades de un mismo grupo económico se realicen operaciones. Un ejemplo de ello tiene lugar cuando la matriz adquiere un edificio para alquilarlo a una de sus subsidiarias. Ahora bien, en los estados financieros separados de la matriz el edificio será presentado como propiedad de inversión; sin embargo, al momento de la consolidación será presentado como propiedad, planta y equipo, dado que dicho activo está siendo utilizado por el grupo económico.

Aplicación de la amortización o depreciación sobre las propiedades de inversión 

 Para las entidades que califican en el grupo 2 y que tienen propiedades de inversión se tiene como primera alternativa para llevar a cabo la medición de este tipo de activos el modelo de la revaluación. Sin embargo, es claro que si el valor razonable no se puede identificar con facilidad, se podrá utilizar el modelo del costo depreciación-deterioro.  

Tratamiento contable de las propiedades de inversión que no se pueden medir al valor razonable 

Las propiedades de inversión, en condiciones normales, se encuentran al alcance de la sección 16 del Estándar Internacional para Pymes. No obstante, es importante precisar que cuando existe un activo que califica como propiedad de inversión, el cual genera dificultades al realizar el proceso de medición al valor razonable sin costo o esfuerzo desproporcionado y de manera fiable, dicho activo debe registrarse en la contabilidad como propiedad, planta y equipo, y medirse de acuerdo con el modelo del costo, según lo indicado en la sección 17 del Estándar Internacional para Pymes. 

TAMBIÉN LEE:   Porcentaje de aporte a salud para pensionados durante 2022

Diferencias en el tratamiento de propiedades de inversión para grupos 1 y 2 

 En términos generales, las propiedades de inversión en entidades del grupo 1 son medidas de la misma manera que en entidades del grupo 2. Lo anterior, pues básicamente lo que varía un poco es la periodicidad con la que se lleva a cabo el proceso de medición.  

Cambio del modelo de medición de una propiedad de inversión 

Las propiedades de inversión se deben medir por su valor razonable, siempre y cuando este dato se pueda obtener sin costos o esfuerzos desproporcionados. Cuando la entidad no pueda medir con fiabilidad por el método del valor razonable, incurriría en costos y esfuerzos desproporcionados. Así pues, podrá realizar la medición utilizando el modelo del costo con depreciación y deterioro, es decir, utilizando las disposiciones aplicables a las propiedades, plantas y equipos. 

Cuando la entidad ya sea capaz de medir la propiedad de inversión por su valor razonable, el valor en libros de dicho activo solo deberá ser ajustado con ese valor razonable, sin necesidad de ninguna corrección o reexpresión retroactiva. 

Material relacionado: 

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 18 septiembre, 2019
    (hace 3 años)
Categorías:
Etiquetas: