Valor razonable: lo que debe saber para calcularlo correctamente

  • Comparte este artículo:
¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…
  • Publicado: 12 marzo, 2020

Valor razonable: lo que debe saber para calcularlo correctamente

El valor razonable es una metodología de valoración frecuentemente solicitada en el Estándar Internacional para Pymes y en el Pleno.

Calcularlo resulta complejo, pues requiere del análisis de diferentes variables. En este editorial le explicamos lo que debe saber para calcularlo correctamente.

Aunque el Estándar para Pymes también recurre al concepto de valor razonable en reiteradas ocasiones, este marco normativo no cuenta con una descripción tan detallada como la que se incluye en la NIIF 13 del Estándar Pleno respecto a las técnicas de valoración, los datos de entrada necesarios o la información a revelar, por ejemplo.

Por lo anterior, en este editorial se presentan los puntos más importantes de la NIIF 13, con la finalidad de que el cálculo del valor razonable en su organización sea una labor más sencilla.

Nota: de acuerdo con las indicaciones del numeral 5 del artículo 28 de la Ley 1819 de 2016, las mediciones a valor razonable solo serán objeto del impuesto sobre la renta cuando los cambios en resultados se hayan generado por la enajenación o liquidación de los activos o pasivos que generaron dichos cambios.

¿Qué es el valor razonable?

“La NIIF 13 a través de sus párrafos 9 y 24 define el valor razonable como el precio generalmente aceptado para transar un activo o un pasivo en un mercado principal”

La NIIF 13 a través de sus párrafos 9 y 24 define el valor razonable como el precio generalmente aceptado para transar un activo o un pasivo en un mercado principal o, al menos, en el más ventajoso para el elemento medido; para ser más exactos:

“El valor razonable es el precio que se recibiría por la venta de un activo o se pagaría por la transferencia de un pasivo en una transacción ordenada en el mercado principal (o más ventajoso) en la fecha de la medición en condiciones de mercado presentes (es decir, un precio de salida) independientemente de si ese precio es observable directamente o estimado utilizando otra técnica de valoración” (párrafo 24 – NIIF 13).

¿Qué partidas se miden al valor razonable?

La NIIF 13 no otorga indicaciones sobre qué tipo de activos y/o en qué momento deben ser medidos a valor razonable; tales requerimientos están dados a lo largo de todas las normas que componen el Estándar Pleno o para Pymes, según corresponda.

La NIIF 13, por su parte, se encarga de explicar la forma o los pasos que debemos seguir para hacer una medición al valor razonable y el tipo de información que debemos revelar en tales casos.

Algunos ejemplos de activos que el Estándar Internacional para Pymes requiere que sean medidos a valor razonable son:

  • Instrumentos financieros (menos del 20 % de participación): en los casos en que se coticen en bolsa (ver sección 11).
  • Inversiones en asociadas (entre el 20 % y el 50 % de participación): si cotizan en la bolsa se miden al valor razonable con cambios en resultados (ver sección 14).
  • Propiedades de inversión: se miden al valor razonable con cambios en resultados solo si se puede realizar el cálculo sin costo o esfuerzo desproporcionado; de lo contrario, se miden por el modelo del costo de la sección 17 – Propiedades, planta y equipo (ver sección 16).
  • Propiedades planta y equipo:  la entidad elegirá como política contable el modelo del costo del párrafo 17.15A o el de revaluación del párrafo 17.15B, y la aplicará a todos los elementos que compongan una misma clase de propiedades, planta y equipo (ver sección 17).
  • Activos biológicos: cuando la entidad pueda calcular el valor razonable sin costo o esfuerzo desproporcionado; de lo contrario, se miden por el modelo del costo (ver sección 34).

Mediciones a valor razonable en el reconocimiento inicial

Según las indicaciones de la NIIF 13, el valor razonable es un precio de salida. Esto significa que, incluso cuando una entidad realiza una operación de adquisición de un activo o de un pasivo y tiene un precio de transacción pagado o recibido en el momento inicial (precio de entrada), otro es el precio que recibiría por vender dicho activo o el que pagaría por transferir el pasivo. Este último es el valor razonable.

“no todo precio de transacción será equivalente al valor razonable”

Así pues, la norma se construye sobre la hipótesis de que no todo precio de transacción será equivalente al valor razonable, y por ello indica que en las operaciones en las que se negocie bajo dicha figura, la entidad deberá reconocer la ganancia o pérdida resultante en su estado de resultados del período.

Técnicas de valoración

Este tema es abordado en el cuerpo de la NIIF en los párrafos del 61 al 66, en los que básicamente se indica que la entidad que aplica el Estándar Internacional deberá recurrir a las técnicas de valoración apropiadas según las circunstancias y los datos disponibles para medir el valor razonable.

En dichos párrafos se enuncian tres técnicas de valoración ampliamente utilizadas en el mercado; sin embargo, es en el apéndice B – Guía de aplicación en el que se entregan detalles adicionales. En el siguiente cuadro sintetizamos tal información:

Tabla 1. Técnicas de valoración

Técnica de valoración

Fuente de información

Elementos en los que se aplica

Herramientas de medición

Enfoque de mercado

Precios y otra información relevante. Activos y pasivos individuales o un grupo de estos.  – Múltiplos de mercado: requiere juicio profesional para la selección del múltiplo adecuado.

Matriz de fijación de precios: estudio con base en los precios de otros títulos valores semejantes de referencia.

Enfoque del costo

Costo de reposición corriente: costo que se requeriría en el momento presente para reemplazar el activo. Entre otros, sobre activos tangibles que se utilizan en combinación con otros activos o con otros activos y pasivos. Costo ajustado por obsolescencia (deterioro físico, tecnológico y económico).

Enfoque del ingreso

Importes futuros convertidos a un importe presente (es decir, descontado). Flujos de efectivo o ingresos y gastos.  – Técnicas de valor presente.

– Modelos de fijación de precios de opciones.

– Método del exceso de ganancias de varios períodos (utilizada en intangibles).

 

Según las particularidades de la partida que será medida a valor razonable, habrá casos en los que será suficiente la utilización de una sola técnica de valoración; sin embargo, también pueden existir situaciones en las que sea necesario recurrir a técnicas combinadas, por ejemplo, cuando pretenda medirse una unidad generadora de efectivo.

Ahora bien, como se planteó en la tabla 1, cada una de las tres técnicas o enfoques de medición establecidos por el Estándar Internacional se apoya en lo que hemos denominado herramientas de medición; el estándar detalla en su apéndice B – Guía de aplicación la herramienta de valor presente que intentamos sintetizar en la tabla 2 presentada a continuación.

El uso de esta herramienta dependerá de los hechos y circunstancias específicas del activo o pasivo que se está midiendo (por ejemplo, si los precios para activos o pasivos comparables pueden observarse en el mercado) y la disponibilidad de datos suficientes. 

Tabla 2: Herramienta del valor presente

Herramientas

Metodología general

Fuente de información

Hipótesis de trabajo

Ajuste a la tasa de descuento

Los flujos de efectivo más probables, prometidos o contractuales se descuentan a una tasa de mercado estimada u observada para estos flujos de efectivo condicionados. Flujos de efectivo a partir del rango de importes estimados posibles, ya sea por flujos de efectivo más probables, contractuales o prometidos.

Para estimar tales flujos se recurre a las tasas observadas de rendimiento para activos o pasivos equivalentes que se negocian en el mercado.

Que el deudor no incumpla.

Flujos de efectivo esperados (valor presente esperado)

Los flujos de efectivo posibles son ponderados por la probabilidad; por tanto, el flujo de efectivo esperado resultante no está condicionado a la ocurrencia de ningún suceso. Flujos de efectivo que representan el promedio ponderado de la probabilidad de todos los flujos de efectivo esperados. La estimación resultante es idéntica al valor esperado, dado que todos los flujos de efectivo son ponderados por la probabilidad.

Datos de entrada para las técnicas de valoración

Entre las variables que garantizarán la precisión de la medición a valor razonable, se encuentra principalmente la calidad de los datos tomados como referencia. Este modelo de medición requiere que se maximice el uso de datos de entrada relevantes y se minimice el uso de los no observables.

Por lo anterior, la norma indica una jerarquía con los datos de entrada para medir el valor razonable, según la cual los datos más confiables son los precios cotizados en mercados activos y la prioridad más baja la tienen los datos de entrada no observables. Veamos:

  • Nivel 1:  precios cotizados en mercados activos. En este nivel, se recurrirá inicialmente al mercado principal del activo o pasivo y en su ausencia al mercado considerado como el más ventajoso para los mismos.

Los datos obtenidos en este nivel no deben ser ajustados, a menos que el precio cotizado de todos los activos o pasivos individualmente considerados no sean accesibles, el precio cotizado no represente el valor razonable en la fecha de la medición o cuando el precio cotizado requiera ajustarse por factores específicos del elemento o del activo que se está midiendo.

  • Nivel 2: se encuentran los siguientes: precios cotizados para activos o pasivos similares en mercados activos, cotizados para elementos idénticos o similares en mercados que no son activos, cifras diferentes a los precios cotizados pero que son observables –como las tasas de interés, las volatilidades implícitas y los diferenciales del crédito– y finalmente los precios que son corroborados por el mercado.
  • Nivel 3: datos de entrada no observables para el activo o pasivo. De acuerdo con lo indicado en el párrafo 36 del apéndice B de la NIIF en comento, algunos ejemplos de este tipo de datos de entrada pueden ser la volatilidad obtenida a partir de los precios históricos de las acciones, para la medición de acciones negociadas en un mercado de valores; o un ajuste a un precio de consenso de mercado para la permuta financiera.

Como se puede observar, la NIIF 13 crea una jerarquía que prioriza los datos de entrada utilizados como insumo de las técnicas de valoración. Por lo anterior, puede ocurrir, por ejemplo, que una técnica de valoración al valor presente pueda clasificarse dentro del nivel 2 o 3, dependiendo de los datos de entrada más significativos utilizados para la medición completa.

No puede perderse de vista que existen casos en los que los datos de entrada utilizados para medir el valor razonable de un activo o un pasivo puedan clasificarse en varios niveles; así, la medición del valor razonable se clasifica según el dato de entrada de nivel más bajo que sea significativo para la medición completa.

Información a revelar

Cada una de las normas que guían el tratamiento de los elementos particulares de los estados financieros que se miden a valor razonable, contienen sus propios requerimientos de información a revelar; sin embargo, como lineamiento transversal, independientemente del activo o pasivo que se mida con la opción del valor razonable, la NIIF 13 establece que la entidad deberá revelar, al menos:

  1. Las técnicas de valoración y los datos de entrada utilizados para realizar la medición de activos y pasivos.
  2. El efecto de las mediciones sobre el resultado del período u ORI cuando se hayan utilizado datos de entrada no observables (nivel 3).

Material relacionado:

Realizar inadecuadamente el reporte de información exógena o no presentarlo,
puede ocasionar cuantiosas sanciones hasta de 15.000 UVT ($534.105.000 por el año gravable 2020)

Nuestra SUSCRIPCIÓN ACTUALÍCESE trae el mejor contenido para actualizarte en la presentación de la información exógena



$150.000/año

$99,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$350.000/año

$249,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento

$999.000/año

$699,900*/año

Ver más detalles

* Unidades limitadas con descuento




¿Ha sido útil este artículo? No fue útilFue útil
Cargando…