Provisión del impuesto de renta: ¿cómo se contabiliza?


1 enero, 2021
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Para determinar la utilidad que se distribuirá a los socios vía dividendos, se debe contabilizar el gasto por la provisión del impuesto de renta que calcule la entidad al final del ejercicio.

En este editorial se explica cómo calcular y contabilizar esta provisión.

En cada cierre contable y fiscal se debe registrar la provisión del impuesto de renta calculándola sobre la proyección de la renta líquida que realice la entidad.

Dicha provisión debe contabilizarse como un gasto en el estado de resultados contra un pasivo en el estado de situación financiera.

Lo anterior es así por cuanto al final del ejercicio la entidad ya tiene la obligación presente de pagar el impuesto generado sobre la renta líquida de ese período.

“Un error típico que cometen las entidades es calcular la provisión del impuesto de renta sobre la utilidad contable que se obtiene en el estado de resultados”

De no contabilizarse dicha provisión, se estaría dejando un gasto por fuera de los estados financieros, que afectaría el monto de los dividendos que distribuirá la entidad a los socios.

Error típico al calcular la provisión del impuesto sobre la renta

Un error típico que cometen las entidades es calcular la provisión del impuesto de renta sobre la utilidad contable que se obtiene en el estado de resultados.

Esto no es correcto porque en la contabilidad se incluyen ingresos y gastos que no se pueden llevar a la declaración de renta del período, tales como los gastos por deterioro del valor de los activos, los ajustes a valor razonable y las provisiones contables por garantías.

TAMBIÉN LEE:   Sanción por extemporaneidad si no se declaró renta a tiempo

De la misma forma, en la declaración de renta se incluyen algunos ingresos y gastos que no se tienen en cuenta en la contabilidad.

Estos se denominan presunciones fiscales e incluyen, entre otros, los ingresos por intereses presuntivos y la deducción del impuesto de renta del 200 % del valor de los salarios pagados durante el año o período gravable a los trabajadores con pérdida de capacidad laboral superior al 25 %, siempre que la vinculación del trabajador se encuentre vigente (ver artículo 31 de la Ley 361 de 1997).

Por tanto, al calcular la provisión del impuesto de renta sobre la utilidad contable, se altera el valor que finalmente se distribuirá a los socios vía dividendos.

Cálculo y contabilización de la provisión del impuesto sobre la renta

Como dijimos anteriormente, la provisión del impuesto de renta debe calcularse sobre la renta líquida gravable proyectada al final del ejercicio contable.

En nuestro consultorio de Estándares Internacionales, el Dr. Juan Fernando Mejía, conferencista de Actualícese, explica mediante un ejemplo práctico cómo se debe calcular la provisión del impuesto de renta. En las siguientes líneas compartimos este ejemplo:

La entidad XYZ tiene la siguiente utilidad contable y la renta líquida a diciembre 31 de 2020:

Contable

Fiscal

Diferencia

Ingresos por ventas de bienes o servicios

 $320

 $320

Interés presuntivo por préstamos a socios

 $5

-$5

Ingresos no constitutivos de renta

-$30

 $30

Rentas exentas

-$20

 $20

Costos y gastos (sin nómina)

-$150

-$150

Gastos no deducibles por falta de requisitos legales

 $90

-$90

Nómina con algunos trabajadores con deducción al 200 %

-$100

-$107

 $7

Gastos contables por estimaciones no aceptadas fiscalmente (deterioros de valor, provisiones contables, etc.)

-$30

-$30

Utilidad antes de impuestos/renta líquida

 $40

 $108

-$68

 

Como puede observarse, la utilidad contable de la entidad ($40) es distinta de la renta líquida proyectada ($108) para la declaración de renta. Esto es así por el efecto de las presunciones fiscales, tales como los intereses presuntivos o los gastos no deducibles por la falta de requisitos legales.

Por este motivo, la entidad liquida su provisión del impuesto de renta tomando la renta líquida proyectada, es decir, $108, y multiplicándola por la tarifa del impuesto vigente para 2020 (ver artículo 240 del Estatuto Tributario –ET–), así:

$108 x 32 % = $34,56

Con lo anterior, el estado de resultados finalmente mostrará que la utilidad distribuible a los socios es de $5,44 ($40 – $34,56).

Finalmente, el registro contable de la provisión del impuesto de renta es el siguiente:

Cuenta

Débito

Crédito

Gasto por impuesto a las ganancias

$34,56

Pasivo – impuesto a las ganancias

$34,56

Material relacionado:

TAMBIÉN LEE:   Conferencia: NIC 1: proyecto de norma que cambiaría la forma de presentar el estado de resultados

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 1 enero, 2021
    (hace 1 año)
Categorías:
Etiquetas:

Tienda & Marketplace