Globalización de comportamientos y reglas puede facilitar relaciones jurídicas y económicas justas


30 mayo, 2022

El borrador de la “[Proyecto] NIIF S1 Requerimientos Generales para la Información a Revelar sobre Sostenibilidad relacionada con la Información Financiera” sugiere:

Las Normas NIIF de Información a Revelar sobre la Sostenibilidad tienen por objeto satisfacer las necesidades de los usuarios de la información financiera con propósito general para permitirles realizar evaluaciones del valor de la empresa, proporcionando una base global integral para la evaluación del valor de la empresa. Otras partes interesadas también se ocupan por los efectos de los riesgos y oportunidades relacionados con la sostenibilidad. Estas necesidades pueden ser satisfechas por requerimientos establecidos por otros, incluyendo reguladores y jurisdicciones. El ISSB pretende que estos requerimientos por parte de otros puedan basarse en la base global integral establecida por las Normas NIIF de Información a Revelar sobre Sostenibilidad.

La globalización de los mercados de bienes y servicios ha sido muy censurada en nuestro país, pues se ha llegado a afirmar que por su intermedio terminamos sometidos a un imperio capitalista que carece de corazón.

“la globalización de comportamientos y de reglas puede ayudar a facilitar una relaciones jurídicas y económicas justas”

No es posible negar que así como han ocurrido eventos favorables también se han llevado a cabo estrategias con resultados negativos. Pero la globalización de comportamientos y de reglas puede ayudar a facilitar una relaciones jurídicas y económicas justas.

En los distintos campos de la actividad humana, tanto artísticos como científicos, industriales o culturales, existe una inclinación de muchos seres humanos a convenir lo que en el proyecto se ha denominado una base global. Diríamos que son acuerdos sobre lo básico.

No se pretende que solo el ISSB pueda pronunciarse sobre la sostenibilidad, pero sí que sus manifestaciones sirvan de cimiento a las actividades empresariales. La justicia social nos exige considerar que los recursos son escasos y que, en consecuencia, es mejor que articulemos nuestros trabajos en lugar de dedicarnos todos a lo mismo.

TAMBIÉN LEE:   Contabilidad financiera y  formación integral de contadores públicos

No hemos logrado mucho dedicándonos a rechazar en lugar de proponer. A veces destruimos los edificios y luego no tenemos donde guarecernos. La falta de comunicación es un signo de nuestro tiempo. Vivimos en pequeños círculos y pensamos que todo es como lo poco que vemos. Resulta que los que están más allá del alcance de nuestro brazo son muchísimos. Queramos o no una base global sobre la sostenibilidad supondrá una ética común.

Cada factor es acompañado de un adjetivo, pues se trata de conservar la naturaleza en beneficio de las futuras generaciones, procurar la resiliencia de las empresas en beneficio del empleo y el suministro de bienes y servicios y practicar un buen gobierno dentro de las posibilidades que tenemos al alcance.

Publicidad

Como algunos autores han subrayado, nos queda por delante una gran integración entre Oriente y Occidente, especialmente en materia religiosa. Reconocer que los asuntos no financieros pueden tener gran impacto en la vida empresarial nos obliga a volver el rostro hacia otras dimensiones de la vida humana, en las que, sin duda, se hacen presentes muchos rasgos comunes, a los que denominamos humanidad. La visión de los profesionales de la contabilidad debe abrirse como un gran angular.

Hernando Bermúdez Gómez
Editor de Contrapartida, Novitas, Registro Contable, Vademécum
Tomado de Contrapartida – De Computationis Jure Opiniones
Número 6617, 23 de mayo de 2022

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 30 mayo, 2022
    (hace 3 meses)
Categorías:
Etiquetas: