¿Cómo contabilizar el impuesto diferido?


20 mayo, 2020
Este artículo fue publicado hace más de un año, por lo que es importante prestar atención a la vigencia de sus referencias normativas.

Para contabilizar el impuesto diferido, primero se debe identificar si es de naturaleza activa o pasiva.

Será un impuesto diferido activo cuando permita ahorrarse el pago del impuesto en el futuro, y un impuesto diferido pasivo cuando la entidad deba pagar un mayor impuesto en el futuro.

¿Cómo contabilizar el impuesto diferido?

El impuesto diferido corresponde al impuesto que una entidad debe reconocer en sus estados financieros, producto de ingresos y gastos que no son gravados o deducibles en la declaración de renta del período, pero que sí lo serán en períodos futuros.

En ese sentido, el impuesto diferido tiene el propósito de compensar las diferencias que existen entre las normas contables y fiscales.

Es por eso que el impuesto diferido se genera sobre las diferencias temporarias existentes entre las bases contables y fiscales de los activos y pasivos, es decir, sobre aquellas diferencias que se van a revertir en el futuro.

El impuesto diferido puede ser de dos tipos, a saber: impuesto diferido activo o impuesto diferido pasivo. Dependiendo del tipo de impuesto diferido del que se trate, así mismo deberá efectuarse su contabilización.

Para estudiar un sencillo método que le permitirá identificar si un impuesto diferido es de naturaleza activa o pasiva, consulte nuestro análisis Método para identificar si el impuesto diferido es activo o pasivo.

Impuesto diferido activo

El impuesto diferido activo representa un derecho de la entidad de ahorrarse el pago del impuesto en un futuro. En otras palabras, cuando la entidad contabiliza un impuesto diferido activo es como si estuviera pagando por adelantado el impuesto correspondiente a períodos futuros.

TAMBIÉN LEE:   Reporte de conciliación fiscal: ¿quiénes lo deben elaborar y/o presentar?

La contabilización del impuesto diferido activo debe hacerse como un débito a la cuenta de impuestos diferidos activos del activo no corriente contra un crédito a la cuenta de ingreso por impuesto diferido en el estado de resultados.

Nota: tenga en cuenta que los impuestos diferidos siempre deben clasificarse en el activo o en el pasivo no corriente.

Cuenta

Débito

Crédito

Activo no corriente – impuesto diferido activo

xxx

Ingreso por impuesto diferido

xxx

Impuesto diferido pasivo

El impuesto diferido pasivo representa una obligación de la entidad de pagar un mayor impuesto en el futuro, debido a que la entidad ha podido ahorrarse en el presente el pago de ese impuesto.

La contabilización del impuesto diferido pasivo se realiza como un débito a la cuenta de gasto por impuesto diferido contra un crédito a la cuenta de impuesto diferido pasivo del pasivo no corriente.

Cuenta

Débito

Crédito

Gasto por impuesto diferido

xxx

Pasivo no corriente – impuesto diferido pasivo

xxx

Material relacionado:

Sobre este contenido…

Última actualización:
  • 20 mayo, 2020
    (hace 2 años)
Categorías:
Etiquetas:

Tienda & Marketplace